Un remate con el respaldo de una alta carga genética

GuardarSavedRemoved 0
Puntuación0
Puntuación0

El boom que han tenido las preofertas, con lotes con hasta 14 ofrecimientos, y propuestas hechas desde Colombia, Uruguay y Brasil, describe ya de por sí la calidad de la oferta que este jueves tendrá la 26ª Gran Venta Selección de las cabañas La Juanita, Surangus y La Negra, con El Rosario como invitada. “El agradecimiento es muy grande a la gente por el apoyo que estamos teniendo. Por lo que se está viendo reflejado en las preofertas y también en la cantidad de interesados que nos ha visitado y ha visto la hacienda”, explicó Carlos Ojea Rullán hoy en vivo por CAMPO total radio.
“Para nosotros los más importante es que vengan, consulten, revisen, y vean el compromiso que tenemos por hacer una producción eficiente y animales que funcionen”, agregó el asesor genético. De eso se trata la propuesta justamente, una genética probada y que funciona. “Por eso creemos que vamos a lograr ese punto de inflexión en la venta, que es lograr que sea un gran negocio tanto para el que compra como para el que vende”, completó.
El evento se desarrollará este jueves a partir de las 12.30 vía el streaming de Canal Ganadero, con las ventas a cargo de las firmas Paz Hermanos y Lartirigoyen y Oromí, y contará con una oferta de 70 toros y 250 hembras PP y PC. “Hace varios años que trabajamos juntos las cabañas y las consignatarias, y hemos conformado un muy lindo equipo. Al que también se sumó cabaña El Rosario, y haga que sea un placer llevar esto adelante”, aseguró Ojea Rullán, quien comanda el equipo, en su charla con Damián Hinding.
En lo que tiene que ver con los plazos, las ventas serán con 60 y 90 días, y en el caso de la hacienda de pedigree está la opción de las seis cuotas. Mientras que en las próximas horas saldrán las condiciones de las tarjetas. Hasta las 20 horas de mañana miércoles se podrá preofertar y los videos de todos los lotes pueden verse en www.ojearullanonline.com.ar.

Superación
Desde que empezó, Carlos Ojea Rullán mantiene la esencia de la superación. Lo mueve la pasión por la ganadería y las ganas de hacer un producto mejor. “Tenemos que trabajar para que los terneros superen a sus padres, porque si son iguales, no avanzamos y la genética argentina quedaría estancada. Y no hay que olvidarse que estamos en una competencia mundial como es el mercado de las carnes en el mundo. Es cierto que nosotros somos un jugador principal, tanto en genética como en producción, como también lo es que nuestros competidores siguen avanzando y no paran”, indicó.
“Entonces, si nosotros no tenemos mejoramiento genético, nos superan, nos ganan mercados y posicionamiento. Así que el camino es que haya mejoramiento genético”, agregó con pasión el asesor, una voz más que autorizada que ha recorrido parte del mundo con la ganadería y que ha sido jurado también de varias razas.
“Tengo el honor a veces de viajar por distintos países, y la imagen de la ganadería argentina, tanto de la genética como de la carne, es impecable. No obstante creo que tenemos que seguir trabajando, porque si bien en la punta de la pirámide hay muchos productores que trabajan muy bien, creo que hay varias asignaturas pendientes y considero que tenemos que seguir avanzando”, analizó.
Y volvió a centrar su idea en la genética. “Por eso es muy importante la inversión en genética, incluso que lo hagan quienes todavía no están convencidos y aún no lo hacen. Necesitamos que mejoren, que se convenzan de que es una inversión y no un gasto”.
El objetivo es lograr seguir alimentando el círculo virtuoso que genera la ganadería bien hecha. “Inversión significa buscar la genética correcta para lo que uno hace y multiplicarla”, explicó. Y resaltó la importancia de “mantener las fronteras genéticas abiertas, porque si nos reconocen en el exterior, van a seguir queriendo lo nuestro, vamos a exportar, el que nos compra tendrá buenos resultados, eso se irá agrandando y favorecerá a todos los argentinos. Es un círculo virtuoso”.
Entonces, la charla también hace un giro y vuelve al principio, al párrafo inicial: “Comprar genética no es gastar, es invertir. Por eso nosotros tenemos las tranqueras siempre abiertas de La Juanita, para que nos visiten y vean lo que hacemos, para que entiendan el respaldo genético que hay detrás de cada animal que van a comprar, y compren convencidos”, cerró desbordando pasión ganadera Ojea Rullán.

 

   

Fuente: https://campototalweb.com.ar/23698/

Agroenlace
Logo
Generic selectors
Exact matches only
Search in title
Search in content
Restablecer la contraseña
Comparar artículos
  • Total (0)
Comparar